Si la empresa ha decidido que es tiempo de rediseñar la marca y el departamento de mercadotecnia liderará este proyecto, con estos 7 pasos lograrás sacarle mayor provecho al trabajo que realizarán con la agencia de branding:

1. Recopilen materiales que empleen el logotipo actual.

Hacer un inventario de materiales puede ayudar a dimensionar las aplicaciones que debe incluir el nuevo brandbook. Seleccionen muestras para la agencia: este ejercicio también puede ayudar a visualizar las fortalezas y debilidades de la marca actual… lo que nos lleva al siguiente punto.

2. Hagan un análisis de la identidad actual.

Reúne a tu equipo y hagan una lista de los pros y los contras de la identidad actual. Evalúen otros factores relevantes para entender porqué la marca necesita un cambio. Documenten este análisis y compártanlo con la agencia de branding.

3. Pidan el brief con anticipación.

Para agilizar el proceso, pon a un responsable a reunir la información requerida. Haz una revisión con el equipo o con los líderes del área, a fin de dar comentarios adicionales y complementar el documento.

4. Determinen los objetivos del rebranding.

El análisis de la identidad debió arrojar una lista de áreas de oportunidad que pueden servir para determinar qué quieren lograr con este rediseño de marca. Rebota los objetivos con directivos de la empresa para validar el enfoque del proyecto o complementarlos.

5. Actualicen los perfiles de compradores.

Para la agencia de branding es muy importante tener un entendimiento profundo del mercado. Con los años, es natural que haya cambios en los perfiles de compradores. Asigna a un responsable que los revise y actualice.

6. Asigna a un coordinador de proyecto.

Tanto del lado de la agencia, como del departamento de mercadotecnia, debe hacer una persona responsable de gestionar el proyecto de rebranding: dar seguimiento a las diferentes etapas del proyecto, coordinar reuniones y verificar que se cumplan los acuerdos tomados.

7. Planeen la implementación.

Una vez que la agencia presente la propuesta de rebranding y esta sea aprobada, comienza un proceso de planeación para asignar las tareas y aterrizar las aplicaciones de la nueva marca. Es importante preparar un calendario y un presupuesto para implementación.

Si sigues estos 7 puntos, el proyecto se hará mucho más fácil y ligero. Si tu empresa está considerando un rebranding, te invitamos a conocer algunos de los proyectos que hemos realizado.

cta-innovacion-marketing-001

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *