Hay hitos importantes que marcan un cambio de dirección en el negocio. Algunos ejemplos son:

  • Nueva misión y visión
  • Nueva dirección y/o administración
  • Cambio de enfoque hacia otro mercado
  • Extensiones de línea o de marca
  • Incursión en nuevas industrias
  • Rediseño de puntos de venta
  • Compra y fusión con otras compañías
  • Incorporación de nuevas unidades de negocio
  • Reestructura de personal
  • Nueva experiencia para los consumidores
  • Cambio radical en la estrategia comercial

Si tu negocio está pasando por alguna de estas situaciones, quizá debas plantearte la necesidad de hacer un rebranding o rediseño estratégico de marca. Aquí las razones para hacerlo:

1. El rebranding muestra un cambio de fondo de manera sintetizada

Se convierte en la bandera que lleva la la atención del mercado hacia el cambio estratégico que se implementó en el negocio.

2. El rebranding fortalece la marca

La moderniza, resalta sus virtudes esenciales y elimina las partes que han perdido vigencia y que no contribuyen a realzarla.

3. El rebranding actualiza la marca

Permite proyectar una empresa vigente que evoluciona y va de acuerdo a la época.

4. El rebranding incrementa el valor de marca

Ayuda a que el mercado reconozca su valor y esté dispuesto a pagar más por tus productos o servicios.

5. El rebranding aumenta las ventas

Las marcas que ofrecen valor y tienen una fuerte respuesta emocional, incrementan las ventas y la lealtad de sus clientes, de un 20% a 200%.

6. El rebranding refuerza la diferenciación contra la competencia

Permite resaltar a la marca, especialmente dentro de categorías competidas.

7. El rebranding afianza la lealtad de los consumidores actuales

Una buena imagen, eleva el orgullo y la lealtad entre los que ya consumen tus productos o servicios.

8. El rebranding ayuda a captar nuevos segmentos de mercado

Permite incursionar con mayor facilidad en mercados más exigentes y con mayor poder de compra.

9. El rebranding impulsa la publicidad

No sólo se hablará de la publicidad, sino de la evolución de la marca.

10. El rebranding motiva al personal

Mejorará el estado de ánimo de la empresa y proyectará una empresa que invierte en su crecimiento y en la atracción de nuevos clientes.

11. El rebranding mejora las relaciones con proveedores y distribuidores

Al percibir un cambio positivo, los proveedores y distribuidores previenen un incremento en ventas, lo cual se convierte en una herramienta para ganar mayores márgenes, espacio en anaquel, publicidad cooperativa, etc.

12. Refleja la dirección de la empresa

Finalmente, cada empresa decide cómo verse. Cuando la competencia crece y los productos se parecen entre sí, el consumidor toma una decisión de marca, más que una decisión de producto. La imagen es uno de los aspectos más importantes de esa decisión.

Te invitamos a conocer los proyectos de rebranding desarrollados por H. Creativos. Si deseas conocer más sobre este tema, ponte en contacto con nosotros.

cta-guia-renovacion-negocios-001

2 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *